ES
Semillas de uva para la cistitis
junio 30, 2016
Coriandro para combatir la cistitis
julio 12, 2016

Arándano rojo americano para el tratamiento de la cistitis

¿Sabías que el arándano rojo americano puede ser una alternativa eficaz a los antibióticos para el tratamiento de la cistitis postcoital?

La cistitis postcoital es una de las principales causas de infecciones urinarias recurrentes. Afecta sobre todo a mujeres entre los 20 y 60 años. Sus causas más habituales son la alteración de la flora vaginal, el frío y la humedad, el estreñimiento crónico, la falta de lubricación y frecuencia de las relaciones sexuales, la baja inserción del meato uretral, la retención urinaria, hongos -como la Candida albicans-, parásitos, el mal uso de los antibióticos o un sistema inmunológico debilitado.

El poder curativo que tienen los arándanos rojos sobre las cistitis se atribuyen a su contenido en proantocianidinas (PAC), que son un grupo de compuestos de polifenoles que actúan de tal modo que impiden o disminuyen la adherencia de la Escherichia coli en las paredes de la vía urinaria

El poder curativo que tienen los arándanos rojos sobre las cistitis se atribuyen a su contenido en proantocianidinas (PACs), que son un grupo de compuestos de polifenoles que actúan de tal modo que impiden o disminuyen la adherencia de la Escherichia coli en las paredes de la vía urinaria

Es importante destacar que El 37% de las mujeres padece al menos un capítulo de cistitis durante su vida, y, de ellas, el 20% vuelven a recaer en los dos meses posteriores debido a una mala curación de la infección, resistencia a los antibióticos o escasos hábitos de higiene.

El arándano rojo americano, fruto de la planta Vaccinium macrocarpon Ait, es conocido por sus cualidades antibacterianas y beneficios sobre el mantenimiento de la salud de las vías urinarias gracias a su alto contenido en proantocianidinas (PACs) que ayudan evitar la adherencia de las bacterias causantes de las infecciones urinarias, principalmente Escherichia coli

Las PACs son un grupo de compuestos polifenólicos vigentes en la mayoría de las plantas, sobre todo en algunos frutos. Tal y como comentábamos, tienen una gran capacidad antiadherente, pues evitan que las bacterias causantes se fijen a los tejidos de las vías urinarias, permitiendo que estas fluyan y se eliminen a través de la orina.

Este fruto rojo favorece la capacidad diurética del organismo, incrementando la micción, lo cual impide que las bacterias permanezcan en el interior, al tiempo que facilitan agentes que acidifican la orina. Tenemos que tener en cuenta que en medios ácidos los gérmenes tienen mayor dificultad de desarrollo.

Entre los efectos positivos, del arándano rojo americano para la salud, podemos destacar:

  • Es un alimento cardiosaludable.
  • Calma la inflamación de la artritis.
  • Fortalece el sistema inmunológico
  • Protector natural del sistema nervioso.
  • Reduce el riesgo de padecer cáncer.
  • Mejora las habilidades motoras.
  • Alivia las molestias al orinar producidas por cistitis.
  • Restablecer las paredes del tracto urinario
  • Potencia la salud de los riñones.
  • Regeneración de la mucosa bucal.
  • Bloquea los radicales libres debido a su alto contenido antioxidante.
  • Promueve la salud visual siendo de gran ayuda en enfermedades como la degeneración macular y la ceguera.

Es importante destacar que la adhesión de las bacterias a la pared de la vejiga produce diferentes toxinas, causantes de los síntomas de la cistitis, tales como:

  • Micciones escasas.
  • Opresión en la parte inferior de la pelvis.
  • Dolor o quemazón al orinar.
  • Necesidad repetida de ir al baño.
  • Dispareunia: relación sexual dolorosa.
  • Necesidad de orinar durante la noche.
  • Orina turbia o maloliente acompañada de sangre.

De interés:

La Sociedad Española de Fitoterapia Ginecológica (SEGIF) y el Centro de Investigación sobre Fitoterapia (INFITO) recomiendan seguir una serie de consejos para prevenir las infecciones urinarias:

  • Beber al menos 1,5 litros de líquido al día para contribuir  la eliminación más rápidamente de las bacterias del aparato urinario.
  • Consumir  diariamente unas unidades de arándano rojo al día. Podemos ingerir el fruto directamente o bien en forma de zumo. También existen complementos alimenticios que garantizan las dosis más adecuadas para evitar la incidencia de las infecciones urinarias. Pinchar aquí para más información.
  • Intentar orinar con frecuencia ya que el crecimiento bacteriano es mayor cuanto más tiempo permanece la orina en la vejiga.
  • Usar jabones neutros en el cuidado de la zona íntima.
  • Acudir al servicio antes y después de mantener relaciones sexuales ya que la actividad sexual aumenta hasta 40 veces el riesgo de infección.
  • Escoger la ducha frente al baño en la higiene diaria. El agua corriente evita la acumulación de bacterias
  • No permanecer con el bañador húmedo. La humedad y los enfriamientos bruscos afectan al vientre y la zona vaginal.
  • Utilizar ropa interior de algodón y evitar prendas ajustadas.
  • Reconsiderar el uso de tampones. No son aconsejables si las infecciones urinarias aparecen en el periodo premenstrual, ya que pueden favorecer la humedad e impedir la correcta expulsión de las bacterias y favorecer su colonización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.