ES
Importancia de la alimentación para el sistema inmunológico
mayo 17, 2016
Control de la presión
Hipertensión arterial
mayo 24, 2016
El Kiwi para bajar de peso

El sobrepeso y la obesidad se determinan por una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud.

El índice de masa corporal (IMC) es un indicador simple de la correlación entre el peso y la talla que se emplea comúnmente para determinar el sobrepeso y la obesidad en los adultos. Se calcula dividiendo el peso de una persona en kilos por el cuadrado de su talla en metros (kg/m2).

Se puede llegar a considerar sobrepeso cuando los hombres poseen más de un 20% de grasa corporal y las mujeres más de un 30%.

La obesidad se ha relacionado con la diabetes, la hipertensión arterial o las dislipidemias, lo que incrementa el riesgo de tener un problema cardíaco. En algunas ocasiones, la obesidad puede tener una causa genética, y existen pruebas diseñadas especialmente para descubrirlo.

Mantener una dieta equilibrada junto con la realización de algún tipo de ejercicio físico, es una de las mejores armas para el control de la obesidad y el sobrepeso.

Mantener una dieta equilibrada junto con la realización de algún tipo de ejercicio físico, es una de las mejores armas para el control de la obesidad y el sobrepeso.

Una de las principales consecuencias de la obesidad es la hipertensión arterial. Se ha demostrado que por cada 10 kilos de peso ganados se provoca un aumento de la tensión arterial de unos 2-3 mm Hg. Debido a este aumento, el corazón necesita bombear con más fuerza la sangre para que pueda llegar correctamente a los tejidos. Este esfuerzo, al que se ve sometido el corazón, repercute en un incremento de su masa muscular y un engrosamiento en las arterias, lo que entorpece el riego sanguíneo y beneficia que se pueda ocasionar un incidente cardiovascular como una angina de pecho o un infarto. Es importante mencionar que el engrosamiento de las paredes del corazón, conocido como hipertrofia ventricular, puede acarrear variaciones del ritmo cardíaco y un mayor riesgo de que el corazón falle y se origine una insuficiencia cardíaca.

Cabe destacar que la hipertensión arterial no es la única consecuencia provocada por un aumento de peso. Las investigaciones han demostrado que a medida que aumenta el peso, también se incrementan los riesgos de las siguientes afecciones:

• Diabetes tipo 2
• Enfermedad coronaria
• Accidente cerebrovascular
• Enfermedad del hígado y de la vesícula
• Apnea del sueño y problemas respiratorios
• Cáncer (de endometrio, de mama y de colon)
• Dislipidemia (por ejemplo, niveles altos de colesterol total o de triglicéridos)
• Artrosis (la degeneración del cartílago y el hueso subyacente de una articulación)
• Problemas ginecológicos (menstruación anómala, infertilidad)

Según la OMS (Organización Mundial de la Salud) la causa fundamental del sobrepeso y la obesidad es un desequilibrio energético entre las calorías consumidas y las usadas.

En el mundo, se ha producido un aumento en la ingesta de alimentos hipercalóricos que son ricos en grasa, sal y azúcares pero pobres en vitaminas, minerales y otros micronutrientes, y un descenso en la actividad física como resultado de la naturaleza cada vez más sedentaria de muchas formas de trabajo, de los nuevos modos de desplazamiento y de una creciente urbanización.

Desde la OMS, se recomienda limitar la ingesta energética procedente de la cantidad de grasa total y de azúcares, aumentar el consumo de frutas y verduras, así como de legumbres, cereales integrales y frutos secos y realizar una actividad física periódica de unos 60 minutos diarios para los jóvenes y 150 minutos semanales para los adultos.

Datos y cifras aportados desde la OMS:

• Desde 1980, la obesidad se ha más que doblado en todo el mundo.
• En 2014, más de 1900 millones de adultos de 18 o más años tenían sobrepeso, de los cuales, más de 600 millones eran obesos.
• En 2014, el 39% de las personas adultas de 18 o más años tenían sobrepeso, y el 13% eran obesas.
• La mayoría de la población mundial vive en países donde el sobrepeso y la obesidad se cobran más vidas de personas que la insuficiencia ponderal.
• En 2013, más de 42 millones de niños menores de cinco años tenían sobrepeso.
• La obesidad puede prevenirse.

De interés: además de las principales consecuencias para la salud causadas por la obesidad, que se pueden considerar como graves por la gran cantidad de muertes que originan cada año, también existen otras igualmente relacionadas como la disminución de la esperanza de vida, problemas de artritis, depresión, así como una autoestima por lo general baja. Asimismo puede causar disminución de la fertilidad tanto en hombres como en mujeres.

Con FLORA CARDIO podrás cuidar de tu salud todavía más. FLORA CARDIO es un complemento alimenticio diseñado para mantener la salud del sistema cardiovascular. Está especialmente indicado en personas con problemas de sobrepeso y otras alteraciones metabólicas asociadas como: hipertensión leve, colesterol, triglicéridos y glucosa ligeramente elevados, etc. Además, contribuye al funcionamiento normal del corazón por su contenido en Vitamina B1. Actúa de forma eficaz sobre los niveles de glucosa en sangre debido a su contenido en Cromo y contribuye al metabolismo normal de los hidratos de carbono, macronutrientes y ácidos grasos gracias a su contenido en Zinc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.