ES | EN
Dermatitis
Celiaquía y dermatitis herpetiforme
octubre 17, 2016
flora intestinal
Tips para una Navidad saludable
diciembre 14, 2016
flora inmune

Como bien sabes, en nuestro organismo habitan millones de bacterias que nos ayudan a llevar a cabo multitud de funciones vitales para nuestro organismo, como proteger nuestra piel de patógenos, sintetizar vitaminas, ayudar en la absorción intestinal de nutrientes… y un largo etc.

Estas bacterias, también conocidas como probióticos, tienen un efecto regulador del sistema inmune, por lo que actúan defendiendo al organismo de agentes patógenos que pueden ocasionar diferentes enfermedades, infecciones, resfriados o gripes, además de contribuir a la absorción y asimilación de ciertas sustancias mediante el proceso de digestión. En los intestinos se encuentra el 70% del sistema inmune en los humanos formado por estas bacterias, por lo que mantener su buen estado es fundamental para conseguir una salud óptima.

Desafortunadamente, los probióticos que consumimos no se quedan de forma permanente de manera estática, por lo que es necesario que se ingieran con regularidad para conservar el equilibrio óptimo de manera constante. En la difícil tarea de su mantenimiento, también debemos incluir en nuestra rutina los conocidos como prebióticos, azúcares complejos no digeribles que ayudan a que estos probióticos se mantengan intactos por más tiempo. Algunos ejemplos de prebióticos son los FOS (fructooligosacáridos), inulina, ajo, cebolla, espárragos, salvado de trigo o legumbres.

Los cambios de temperatura bruscos entre la noche y el día, el frío intenso, los cambios de estación… son factores que ponen a prueba a nuestro sistema inmune, sometiéndolo a un estrés que en ocasiones desencadena en un buen resfriado si nos pilla con el nivel de defensas bajo.

¿Y qué podemos hacer para que este invierno no nos pille desprevenidos?

Cuidando nuestra flora intestinal mediante una correcta alimentación y escogiendo complementos alimenticios que nos den ese plus que nuestro organismo necesita en las estaciones más frías, ayudaremos a mantener el equilibrio bacteriano de nuestro intestino.

A través de tu alimentación, puedes reforzar tu sistema inmune, escogiendo aquellos alimentos que sean beneficiosos para aumentar tus defensas, y que además aporten probióticos. Recordamos que algunos de ellos son:

  • Yogur
  • Kéfir
  • Chucrut
  • Miso
  • Chocolate negro
  • Tempeh

Y para garantizar que tu organismo puede contar con la cantidad óptima de bacterias beneficiosas, prueba con FLORA INMUNE, diseñado para favorecer el funcionamiento normal del sistema inmunitario. Está compuesto por 1×10⁹ unidades formadoras de colonias de la mezcla de Bifidobacterium lactis, Lactobacillus rhamnosus, Bifidobacterium breve y Lactobacillus paracasei, Vitamina B6, Vitamina B1 y Vitamina B12, L-Glutamina y FOS. Tomando 1 stick por la mañana garantizarás el correcto aporte de principios activos y sustancias probióticas que conservaran tu sistema inmune a prueba de resfriados. Además, FLORA INMUNE también está indicado para los peques de la casa, ya que se puede consumir a partir de los 3 años.

FLORA INMUNE va dirigido a personas que necesiten reforzar sus defensas durante los cambios de estación, en invierno, en periodos de estrés o sobreesfuerzo o tras padecer gripe o resfriados. Es el aliado perfecto para sentirse en óptimas condiciones.

Actúa de forma eficaz sobre las defensas del organismo, y  no olvides, que la combinación de probióticos y vitaminas permite tener un estado óptimo de la flora bacteriana para mejorar las defensas y hacer frente a infecciones.

¡No esperes más para probarlo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.