ES
Alimentos libres de gluten para un vientre plano
mayo 18, 2015
Caramelos de goma de Fresa
mayo 29, 2015

Magnesio, apto para celíacos e intolerantes a la lactosa

Algo muy interesante acerca del magnesio es que suele ser denominado como el mineral antiestrés.

Asimismo, el magnesio es uno de los minerales más indispensables para nuestro organismo, ya que previene la ansiedad, las fobias, los tics y normalmente se recomienda para tratamientos contra el estrés y la depresión, además de tranquilizar los músculos del cuerpo e intervenir sobre el sistema nervioso de forma relajante. Además, no contiene gluten, por lo que es apto para personas celíacas, también indicado para  intolerantes a la lactosa.

El magnesio es un tranquilizante natural que interviene en las transmisiones nerviosas y mantiene activas las neuronas.

Lactosa y sus propiedades

Hoy os contaremos qué beneficios puede aportar a vuestro organismo y que patologías puede prevenir:

Diabetes: el magnesio incrementa la secreción de insulina, lo que posibilita el metabolismo del azúcar. Sin magnesio, la glucosa no es capaz de aproximarse a las células. Cuando la glucosa y la insulina se almacenan en la sangre, causan diversos daños en los tejidos, implicando los nervios de los ojos.

Mejora del sueño: la hormona que se encarga de regularizar el sueño es la melatonina, la misma que es propensa a alterarse cuando existe deficiencia de magnesio. Además, el magnesio contribuye a la estabilización y control de las hormonas del estrés. Cabe destacar que una de las razones más frecuentes por las que las personas padecen de insomnio, son precisamente el estrés y la tensión.

Relajación del sistema nervioso: la serotonina, que es la responsable de calmar el sistema nervioso, así como de incrementar el estado de ánimo, depende de las cantidades apropiadas de magnesio en el organismo para ejecutar su trabajo adecuadamente.

Músculos grandes y fuertes: el magnesio es capaz de realizar que el cuerpo fabrique más insulina, la misma que interviene en el crecimiento de los músculos, así como incrementado su fuerza. Además, el trifosfato de adenosina (ATP) que facilita energía a la célula, se crea con la ayuda del magnesio.

Mejora de la flexibilidad: el magnesio “relaja” los músculos tensos, es decir, sin magnesio los músculos no se relajarían como deberían, generando calambres. Es por eso, que el magnesio es primordial para lograr una mayor flexibilidad, ya que padecer niveles bajos de magnesio, da lugar a una acumulación de ácido láctico, lo que provoca dolor y rigidez.

Fortaleza ósea: el magnesio colabora fijando el calcio correctamente. Es sin duda uno de los nutrientes más importantes, debido a que estimula una hormona llamada calcitonina. También suprime la hormona llamada paratiroidea que descompone el hueso.

Remineraliza los dientes: un déficit de magnesio origina un desequilibrio de fósforo y calcio en la saliva, lo que daña los dientes.

Alcaliza el cuerpo: el magnesio ayuda a recobrar el equilibrio del pH del cuerpo. Un pH sanguíneo bajo significa que la sangre contiene demasiado ácido, lo que puede ser perjudicial para las células del organismo. El magnesio reduce el ácido láctico, que es en parte responsable del dolor post-ejercicio.

Hidrata: el magnesio es un electrolito esencial necesario para una correcta hidratación.

Función de la enzima: las enzimas son moléculas de proteínas que estimulan todas las reacciones químicas en el cuerpo. El magnesio es esencial para que cientos de estas enzimas trabajen y ayuden a otras miles.

Además, puede ayudarte a prevenir diferentes patologías tales como:

  • Hipertensión arterial
  • Trombosis
  • Taquicardias, infartos
  • Dolores articulares
  • Retinopatías
  • Úlceras
  • Ciática
  • Migrañas
  • Verrugas
  • Angustias, estados depresivos
  • Cálculos renales
  • Rinitis alérgicas

¿Te animas a compartir tu experiencia? Escríbenos y haznos partícipes, nuestros lectores y nosotros estaremos encantados de leerla.

Y recuerda que FLORA DIEZ es el aliado perfecto para personas intolerantes al gluten y/o lactosa, en casos de inflamación intestinal o molestias intestinales, dificultad en las digestiones, gases, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.